Facebook
Instagram
Youtube
Spotify
Bodog

Historia del Punto y Banca

En este artículo te contaremos sobre la historia del Punto y Banca, una variación del Baccarat. El antiguo juego de cartas que se popularizó en la alta alcurnia de gran parte del mundo. 

ganar baccarat

Una reseña sobre la historia del Punto y Banca

Origen del Punto y Banca

Existen varias versiones sobre el origen de este juego de casino en español. La más aceptada lo considera un juego franco-italiano, ya que su origen proviene de Italia, pero se desarrolló posteriormente en Francia, en el año 1480 aproximadamente. El hombre que se atribuye su invención es el astuto jugador Felix Falguirein.

El Punto y Banca se expandió rápidamente por las ciudades italianas de Florencia, Nápoles y Génova. Luego de la invasión del reino de Nápoles por el rey francés Carlos VIII en el año 1494, sus soldados llevaron este juego a Francia.

Forma de juego

Desde sus comienzos, el Punto y Banca se jugaba distribuyendo las cartas individualmente a cada jugador y el objetivo del juego era sumar o acercarse lo más posible a nueve puntos. El jugador que pasaba en puntaje perdía el valor apostado.

apuesta baccarat

Procedencia del nombre

El nombre de este popular juego, también llamado Baccarat, proviene del término italiano “Baccarrá”. Este era el nombre con el que este juego era conocido en sus inicios en Italia. Este vocablo denominaba la peor de las jugadas posibles, cuando los jugadores obtenían cero puntos.

El glamour del clásico Baccarat

Este juego evolucionó en Francia, a finales del siglo XV y principios del siglo XVI. Se establecieron sus reglas y se crearon las formas clásicas del juego. El Baccarat chemin de fer y el Baccarat banque. Estas dos versiones, con el correr de los siglos, siempre fueron elitistas. Entre los siglos XVI y XVIII, la nobleza y la aristocracia lo jugaban Baccarat. En los siglos XIX y XX los miembros de la alta sociedad, magnates, artistas y familias opulentas lo jugaban en casinos.

La imagen glamorosa de este juego, asociada a personalidades ilustres y a grandes fortunas le deben su fama los casinos renombrados como el de Deauville y Montecarlo. También, el juego preferido del personaje James Bond. En las novelas escritas por Ian Fleming, como Casino Royale, era el Punto y Banca. El juego en cuestión fue clave en muchísimas escenas de las posteriores películas del agente 007.

América y el Punto y Banca

Al comienzo, este juego no fue muy aceptado en América. En 1950, el Baccarat se introdujo nuevamente en el casino de Mar del Plata, en Argentina y en Cuba. En este último país se originó una nueva versión del juego, hoy en día la más jugada: el Baccarat Punto y Banca. En esta versión, el casino toma control del juego y el jugador se transforma en un sujeto pasivo. Luego de la prohibición del juego de azar en Cuba, el Baccarat Punto y banca se trasladó a los casinos de Nevada apareciendo por primera vez en 1955 en Las Vegas.

premio baccarat

En los casinos de América, convivieron las tres versiones existentes del Baccarat hasta entonces. A partir de 1970, y para obtener mayores ganancias, los casinos popularizan este juego. Sin dudarlo para muchos alcance el mismo nivel de fama que la ruleta.

 En los años ochenta, los casinos inventaron el Minibaccarat, que era el conocido Baccarat Punto y Banca. Pero jugado en una mesa más discreta que la clásica y agrupaba a mayor cantidad de jugadores con menos recursos.

Con esta nueva forma de juego mucho más popular. El Baccarat se vuelve extremadamente dinámico. Y, a partir de los años noventa, este clásico juego de azar aparece en los casinos online del mundo entero.